Archivo de la etiqueta: coche

Si whatsappeas, no conduzcas

Reconozco que he pecado y que he puesto en peligro mi vida y la de otros. Pero no voy a caer en lo de “hasta que no pasa no aprendes”.

Lo de whatsappear, twittear, o cualquier actividad que requiera teclear mientras conduces, es una barbaridad mucho más grande que la de hablar por el móvil mientras te enciendes un cigarrito y al mismo tiempo manejas (dicho a lo mexicano ).

Es ya habitual ver en el metro al 90% de los usuarios centrados en sus pantallas de móvil, tablet o e-book, aporreando como descosidos, venga a enviar mensajes, sobre todo si son adolescentes que ven de maravilla, twitteando o retwitteando, aunque el vagón esté atiborrado y lo hagan de pie con una mano (con la otra aferrados a la barra) y engullidos por una marea humana.

Yo particularmente en el metro no puedo leer ni nada de todo eso. Puedo entender lo de las redes y el whastapp porque, pobres, al fin y al cabo, son adictos, pero lo de leer en esas condiciones a mi me parece absolutamente anacrónico e inútil. Y no me creo que la mayoría de ellos tengan adicción a la lectura. Yo me considero una devoradora de libros, tanto digitales como de papel, pero necesito mi espacio, mi concentración, meterme en la historia, saborear la buena literatura y nada de eso consigo en el metro…. Bueno, eso es otro tema y habrá opiniones para todos los gustos al respecto. La cosa es que en el metro me limito a observar a los demás y la estampa es futurista e inquietante.

Pero el colmo de los colmos es que, cada vez más a menudo, veo que esa actividad se desarrolla en el coche, incluso mientras se conduce. Y para los que ya han pasado los 40 y necesitan gafas de cerca, el riesgo se hace extremo.

¿Qué está pasando? ¿Hay tanta adicción que a uno ya no le importa matarse por ingierir su dosis?.

Difícil solución, ya que es una droga nueva, necesaria, aceptada, aplaudida y en constante evolución y desarrollo, que cada día nos aporta sensaciones nuevas, por lo que se nos hace muy difícil desengancharnos.

El día es largo y si te organizas hay tiempo para todo. Yo ya he tomado una decisión: si whatsappeo, no conduzco. Además, yo ya estoy en situación de máximo riesgo.

Yo, que soy habitual usuaria, constante aprendiz de las redes sociales y profesional de la comunicación en toda su extensión, estoy, últimamente, analizando, que no cuestionando, nuestras actitudes frente a ellas. Reflexiones que me hago y que os traslado. ¿Os las hacéis también vosotros o es que a mi se me va la olla?

Mi siguiente post, en esa línea, me lo ha inspirado mi compañera de Master Vega Guerra con el título “Si bebes, no twitees”, sobre todos esos osados que no se paran a pensar que es mejor estarse calladito cuando se han ingerido dos copitas de más.

Hasta entonces, y recordando a, !ay qué hombre!, George Clooney !!Good luck!!!